Tameshiwari

Rompiendo objetos con golpes de karate.

El rompimiento de maderas y otros objetos con golpes de karate nunca deja de impresionar. Es, además, algo poco común ya que se necesita mucho tiempo para prepararse y hacerlo sin riesgos. Para el entrenamiento de tameshiwari se requiere  un elemento llamado makiwara. Es un tablón de madera más grueso en la base y mas delgado hacia arriba. Las medidas son variables según las características del practicante. El makiwara con el que me preparé lo fabriqué en madera de roble y bastante grueso para mi tamaño ya que pesaba en esa época unos 65 kilos. Una vez adelgazado de un extremo e impermeabilizado lo enterré en el patio de la casa de mis padres y lo afirmé con piedras y cemento. Las partes a golpear las recubrí con un material más blando. Igual quedó poco flexible y duro. Para obtener resultados hay que ser muy ordenado y técnico, no se trata de llegar y golpear ya que las articulaciones, huesos, músculos, ligamentos y nervios requieren fortalecerse y no lesionarse. Además hay un riesgo mayor que lesionarse un hueso o una articulación y es que al golpear con las manos la repercusión puede producir daños en la vista y en el cerebro. Son muchos los casos de personas que no sólo se dañan las manos y otras partes sino que afectan su visión. Esto se debe, entre otras cosas, a los meridianos y puntos de acupuntura que van desde la mano a la cabeza. Conozco de cerca el caso de una persona que desarrolló un tipo de epilepsia por daños en el cerebro por entrenar de manera inapropiada, así es que este entrenamiento hay que tomárselo con cuidado.
El entrenamiento es como forjar una hoja de katana, lento y continuo, debe entrenarse todos los días por un largo periodo, al comienzo suavemente, apoyando la zona con que se golpea más que impactando. Primero se van mejorando las técnicas en el sentido de que tanto la trayectoria como la zona de impacto sean las correctas, por ejemplo los dos primeros nudillos, se apoyen muy bien y el resto del cuerpo acompañe la acción y la contracción muscular sea en el momento preciso.  Las estructuras involucradas van a ir respondiendo y fortaleciéndose hasta permitir un golpe más rápido y potente. La fortaleza no tiene que ver con crear callosidades ni deformaciones por el estilo como se cree erróneamente, sino que es un proceso de las estructuras internas. En el proceso de rompimiento además interviene la velocidad que no se entrena necesariamente en el makiwara. Otros elementos como sacos y elásticos pueden ayudar. También el entrenamiento con suburito.
Existen muchos tipos de rompimientos entre los cuales hay algunos que son trucos o no tienen las dificultades que parece. Los válidos  para nosotros son los de tabla cuadrada de pino de 12 por 12 y una pulgada de grosor y sostenidas por una o  más personas. Los ladrillos y tejas suelen ser más fáciles de romper pero más riesgoso por los bordes filosos que se pueden producir. Los rompimientos de hielo y de piedras suelen ser trucados, aunque espectaculares. Recuerdo que Hernán Llanos, cuando tenía como diez años llegó muy impresionado por unos rompimientos de piedras que había visto en la televisión. Le dije que buscara alguna piedra como las que había visto romper, alargada y aplanada y la trajera. Al poco tiempo llegó con una piedra alargada pero no muy plana, mas bien redonda. Era bastante robusta, pero servía para explicarle cómo se rompe con cierta facilidad. Casi siempre el que va a romperla envuelve una punta en un paño o se envuelve la mano que sujeta. La apoya, sujeta por un lado, en algo duro, generalmente un yunque o algo similar. Luego levanta varias veces la mano para atraer la mirada a la mano y apartarla de la piedra y, obviamente, crear suspenso. De pronto la golpea rápidamente. El truco está en que antes de golpearla la mano que la sostiene la levanta, cosa que el espectador no advierte, de esa forma la piedra se rompe por el impacto contra el yunque. No hay duda de que el golpe debe ser rápido, pero no es nada especial. Sin explicarle el truco ubiqué un disco de pesas de los grandes y procedí a la demostración. Aunque era un poco gruesa la piedra efectivamente se rompió dejando muy impresionados no solo a Hernancito sino a todos los demás. Dijo que iba a guardar los pedazos de la piedra. Luego les expliqué el truco.
Pero para romper una pulgada de madera o mas sujetas por personas hay que tener todas las cualidades que requiere un poderoso golpe, velocidad, buena trayectoria, potencia… Romper unas tablas entre dos bases apoyadas en el suelo tampoco es tan difícil ya que interviene el peso corporal y además están muy fijas. El rompimiento preferido por mi es  con seiken tsuki una tabla sujeta solamente por un lado. En una ocasión haciendo una exhibición para las Fuerzas Especiales y Paracaidistas en Peldehue, rompí una madera de esa forma. Eran alrededor de mil comandos mirando y después del sonido explosivo de la tabla se sintió una exclamación de asombro general. También mis preferidos son los rompimientos con saltos. Aunque los del Taekwondo son muy espectaculares, las tablitas son muy delgadas y además toman mucho impulso por lo que, sin restarle méritos, prefiero los de karate.
Uno de los golpes más poderosos para romper varias maderas es el de hiji o codo, pero hay que ser muy preciso porque si no se impacta con la parte apropiada el codo se lesiona.
Una persona con buena técnica, huesos robustos y velocidad puede romper una madera de una pulgada sin problema, aunque no se haya preparado. Es así que en una exhibición le pedí a Pepe Rodríguez, que tenia un maegeri excelente, que hiciera un rompimiento. Le expliqué y el lo hizo muy bien, mientras su padre se ponía muy nervioso. De todos modos no es recomendable para cualquiera porque quizás pueda sufrir una lesión de larga recuperación.
También se hacen rompimientos de botellas como las de cerveza, pero se corre el grave riesgo de que al quebrarse quede un pedazo de vidrio delgado y saliente que corte un ligamento. Las botellas se colocan llenas y al golpearlas muy rápidamente el gollete se quiebra.
Otros rompimientos que son truculentos son los de bloques de cemento apoyados por ejemplo en el estomago de una persona y golpeados por otra con un combo o martillo. Sin duda que el que soporta los bloques tiene que tener una buena musculatura pero la gracia está en el que golpea que debe hacerlo rápido y contundente pero sin transmitir el golpe a la persona. Para entender esto se pueden imaginar un bloque de cemento como un pastelón, colgando, amarrado por un extremo. Si uno lo golpea con un objeto duro y rápido se quebrará aunque esté colgando sin apoyo.
Los rompimientos con salto son muy bonitos y requieren muy buena preparación ya que hay que tener buen rechazo, elevarse bastante e impactar con mucha puntería en la tabla.
Otro de mis rompimientos favoritos es poner la mano relajada muy cerca de la tabla, de manera de no poder tomar  impulso, por ejemplo la mano con los dedos estirados tocando la tabla y repentinamente sin retroceder empuñar y quebrarla.
El romper objetos no necesariamente puede significar que la persona domine un arte marcial, por eso es que no hay que confundirse con algunas exhibiciones de tameshiwari que no son más que un buen espectáculo a nivel circense y que no tienen nada que ver con las artes marciales.
Sin embargo,  los practicantes que llegan a esta etapa y rompen su primera madera suelen sentirse mucho más seguros de sus golpes. Si alguien siente inclinación por ese entrenamiento debe informarse muy bien y ser guiado de manera correcta. Dentro de la escuela no solemos tener makiwaras para que las personas no los usen sin supervisión. Es preferible tener un makiwara propio en la casa. Pienso que el mayor beneficio que produce este entrenamiento está relacionado más bien con la fortaleza que se consigue no en los golpes sino que en otros aspectos al tener que seguir una disciplina y un método riguroso.
Un día entrenando en mi makiwara este se quebró en la base, habían pasado varios años y el objetivo se había conseguido.

 

 

Esta entrada fue publicada en Karate Do. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s